915353009 | josilva@josilva.com

¿Cómo le darías un valor real a tu seguro?

07, octubre | ARTICULOS - PROPIOS | Sin comentarios

A la hora de establecer un valor en tu seguro hay una estipulación básica, la regla proporcional,una fórmula a la que se llega al aplicar una regla de tres sencilla: I = CAxD/ VRi.

Que no cunda el pánico! porque vamos a desmenuzar el significado de cada letra:

  • I = Lo que vas a percibir como indemnización por parte de la aseguradora.
  • CA = La Suma Asegurada que has contratado en la póliza, actualizada al momento previo al siniestro.
  • D =  Importe de los daños que ha causado el siniestro, es decir lo que has perdido.
  • VRi = Es el valor real del bien que tienes asegurado por ejemplo tu casa, mobiliario, ajuar, nave industrial, edificio etc.


El Valor Real del bien asegurado es a la Suma Asegurada en la póliza lo que es el importe de los daños a la indemnización de los mismos. Hablando en plata, tanto aseguras; tanto cobras. Si aseguras por el 50% del valor real de tu casa, te pagarán por el 50% de los daños tasados. Es una norma, pero tiene excepciones. En ocasiones se  pacta en  el contrato de seguro, mediante condición especial, que no se aplicará la regla de proporcionalidad en base a unos términos.

El contrato de seguro se puede realizar, entre otros, mediante la modalidad de “A primer riesgo” o de “A valor pactado”, es decir estableces una cantidad o pactas un valor determinado. Se aplica siempre que haya un infraseguro con motivo de haber asegurado el bien por un valor inferior al real. La aplicación de esta regla se encuentra regulada por el artículo 30 de la Ley 50/80 de Contrato de Seguro.

Bien, al menos ahora ya no resulta tan farragoso su cálculo porque conocemos la mayoría de los datos de la misma. Podemos comprobarlos consultando dicha póliza, realizando una tasación de los daños mediante un peritaje independiente o aceptando la valoración del perito de la aseguradora. Fíjate bien en la importancia que tiene el hecho de que valores correctamente los bienes que aseguras. Vamos a ver su aplicación mediante un ejemplo sencillo: - Tienes una vivienda de 80 metros cuadrados y deseas asegurarla. Para ello tienes varias opciones: bucear en internet y ver precios, acudir a un banco, a un agente de una aseguradora o a una Correduría de Seguros. Cada uno tiene funciones y responsabilidades diferentes (por ejemplo, no es lo mismo ir a un juicio buscando por Internet o preguntando a conocidos, que acudir a un experto en la materia o, en el caso de una intoxicación alimentaria, no puedes tratarla por tu cuenta mirando en redes sociales y similares, sino que tienes que acudir a un especialista. Pues lo mismo ocurre a la hora de contratar un seguro, hay que contar con el asesoramiento de un experto y si es independiente mejor-.

Ahora imagina que aseguraste tu casa mediante una póliza de seguro de hogar multirriesgo por un importe de 30.000 € porque alguien te convenció que así pagabas menos.  En un experimento culinario se prendió fuego, no tenías un extintor a mano y a los 15 minutos ya era incontrolable. Los daños se tasaron en 12.000 €.  El valor real de tu casa, que no es el mismo que el valor de compra, es de 72.000 €, según diversas tablas de mercado. La fórmula sería:

CA=30000, D=12000, VRI=72000
I = 30.000 x 12.000 / 72.000=5000

Suponemos que esperabas que la compañía te pagase los 12.000 € que te va a costar arreglar los desperfectos ¿verdad?. Pues el resultado es 5.000 €. ¿Qué piensas hacer ahora?, ¿cómo vas a conseguir el resto para volver al estado inicial de las cosas?, ¿te sirvió de algo el ahorrarte 15 € en el seguro?, ¿volverías a escuchar al que te aconsejó tan en contra de tus intereses?. Seguro que la respuesta a todas estas preguntas es desconcertante y puede llegar a frustrarte.

Este es un ejemplo muy habitual. Dejarse convencer por cantos de sirena te llevan al fondo del mar. Por ello, si no quieres que te ocurra, actúa con sentido común y acude a una Correduría de Seguros para que te ayude a interpretar tus pólizas de seguro y elabore una oferta variada y un análisis objetivo. Entre tanta oferta como hay en el mercado de seguros ¿te has preguntado por qué hay tantos si todos a simple vista parecen iguales?. Ponte en contacto con los expertos corredores de José Silva:

josilva@josilva.com
www.josilva.com
91 535 30 09

Listado de posts

Escribir comentario

Captcha